La web más radical de CELTAS CORTOS 

BIOGRAFÍA

Los inicios del grupo se remontan a octubre de 1984 en el Instituto
Delicias de Valladolid. En el colectivo del instituto se conocen Por primera
vez Goyo, César y Carlos. Casualmente, en la misma clase que
César y Goyo hay también un tío nuevo de Palencia que siempre se
sienta detrás: Oscar (el cual venía de un seminario de Palencia,
porque estaba estudiando para franciscano). Los cuatro, con un
cierto interés especial la música celta y la música tradicional, se hacen
colegas y Oscar se une al trío tocando la guitarra acústica. Al cuarteto
también se une el profesor de francés y empiezan a tocar bajo el nombre
de Colectivo de Música del Instituto Delicias.

La música que tocan de momento es folk, piezas tradicionales bretonas, jigas irlandesas, jotas castellanas y un par de versiones de Gwendal. Al poco tiempo se unen con tres chicas y forman Páramo, un grupo de música castellana que duró poco. Carlos también tenía montada otra movida con el grupo Almenara. Almenara era un grupo bastante conocido, en el cual como bajo había un tío marxista-revolucionario llamado Jesús Hernández Cifuentes (os suena?). En los créditos del primer trabajo de Celtas Cortos hay un agradecimiento especial al grupo Almenara, un septeto típicamente folkie en el que ya desde su primer trabajo "Desde aquel día de Abril - Amapolas comuneras" (1984) aparece Carlos Soto con solo 16 años (tocando ya flautas, ocarina y dulzaina). Dos años después publican "!Vaya postín!". Según una buena descripción de Almenara lo describe asi..."Grupo de Música Folk Castellano-Leonesa formado en Valladolid a principios de los años 80. Varios de sus componentes provenían de otro grupo llamado FAENAS, y a lo largo de su trayectoria actuó por toda Castilla y León e incluso en Poitiers y Montmorillón con creciente éxito. Su última actuación fué en Noviembre de 1988 en Segovia no pudiendo volverse a reunir desde entonces dado que más de la mitad del mismo integraba Celtas Cortos de ya muy creciente éxito en aquellas fechas.
El espaldarazo definitivo del grupo vino en la Bienal Internacional del Sonido de Valladolid donde de un lado sus componentes masculinos ya como Grupo Almenara que recibió el primer premio oficial, y de otro sus componentes femeninos, que recibieron el premio del público, se juntaron en la composición que más o menos fue estable en toda la historia del grupo.
Tiene grabados dos LP con el sello TECNO SAGA:
Desde aquél día de Abril: Amapolas Comuneras (1984) ¡Vaya Postín! (1986).
Durante su historia fueron integrantes del grupo: Mª Dolores Gutiérrez, Belén Artuñedo, Eduardo Burgos, Juan José Conde, Ignacio Enrique, Jesús Hernández Cifuentes, Javier Maderuelo, Carlos Soto, Ignacio Castro, Javier Carranza, Arturo González, Luis M. de Tejada, Manuel, y Luis el batería."

Carlos sigue en Almenara (tocando además la bandurria y el charango) pero el grupo se amplía; entra Jesús Cifuentes (guitarra española y bajo) y colaboran Luis M. de Tejada con el violín y Nacho Castro con la batería. Tenemos en Almenara a cuatro de los que después serán Celtas Cortos, unos buenos vientos de los que sin duda bebieron en abundancia.

A partir de este disco Almenara, hacia el 1985, da un cambio desde el folklore comunero hacia un sonido más moderno y marchoso, con una línea de mezcla de rock y música popular que era además seguida por toda Europa, con grupos como el sueco Groupa (uno de los temas del cual, "Yrsnv", fue adaptado en "Hazte el sueco" por Celtas Cortos).Un buen día Goyo se presenta al instituto decidido
a convencer a los otros cuatro (Carlos, César y Oscar) de que deben
presentarse al concurso de música que organiza la Discoteca Sheraton.
Después de mucho comerles la merienda los demás acceden con la
condición de llevar a algunos amigos mas para que ayuden. Entonces
Carlos decide llamar al Cifu (bajista de Almenara por entonces) y al
entonces ex-batería de Almenara: Nacho. También entonces
César convence a un colega suyo llamado Fernando que tocaría como teclista.

Nos situamos entonces hacia el año 1986: los ocho aún adolescentes
instrumentistas ensayan un par de días y se presentan al concurso bajo
el currado nombre de Colectivo Eurofolk. Como es de suponer, ganan.
El premio fue de 100.000 ptas en el año 1986 (600 €). Con este éxito inicial el grupo decide
no autodisolverse como estaba previsto, y además deciden cambiarse el nombre con el fin de llegar a cosas mayores. Mientras, se estrujan la chola buscando un nombre. Nacho, que es un adicto a los Celtas Cortos, propone medio en coña el nuevo nombre. Se acepta por unanimidad. Nace así el grupo, compuesto de músicos de conservatorio influenciados por el Jazz, el folk e incluso la Música clásica.

En Abril de 1987, van a tocar a las fiestas de Villalar de los Comuneros y allí son seleccionados para participar en otro concurso que organizaba la Junta de Castilla y León y Radio Nacional de España, el premio era el acceso al codiciado vinilo. No se quedan Cortos porque vuelven a ganar. El premio del Concurso era en esta ocasión grabar un disco compartido con los otros dos ganadores. El concurso lo organizaba el Gobierno Autonómico y Radio Nacional, que en 1987 les graban tres temas para lo que es realmente el primer disco de Celtas Cortos. El disco se titula "Así es como suena: folk joven" y en él el joven grupo toca sólo temas instrumentales: "Duendes", "Riaño vivo" y "Buscando el Norte". Tras la cosecha de ambos éxitos deciden tomarse las cosas en serio y para empezar buscan manager, puesto que finalmente se lo lleva Eduardo Pérez López por una aceptación masiva del grupo. En este punto, a pesar de ir ampliando el repertorio, cada uno de los componentes tuvo que buscarse la vida trabajando. Fernando Gómez no lo ve muy claro y abandona el grupo para meterse de segurata en un almacén de coches. Su puesto es ocupado por un historiador parao, amigo de Nacho Castro que se llama Ignacio Martín (Nacho).

En 1988 graban, con la ayuda de un colega de Almenara y sobretodo de su "cuatro pistas" pistas, una maqueta con diez temas. Aparte de vender unas cuantas copias de la maqueta entre amigos
y familiares la hacen llegar a todas las discográficas que son capaces de
descubrir a lo largo y ancho de la geografía española. Solo un par les
devuelve una carta de agradecimiento con el "seguid intentándolo"
y las demás pasan completamente de ellos. Después de éste rechazo
y muy desilusionados se plantean disolverse, hasta que reciben una
llamada de Paco Martín, director de una independiente madrileña
recién formada que busca grupos nuevos.

Firman con Twins y poco después, a principios de 1989 graban en sólo
diez días 'Salida de emergencia'. Aunque ellos querían llamarlo solamente
Celtas Cortos, al final al título se le añadió "Rock Celta". Con el tiempo se
vendería 60.000 copias del disco. La situación económica hacía que todos
tuviesen que simultanear trabajo con ensayos y alguna que otra actuación. Luis,
el profesor de francés, con familia que mantener y poco sueldo de músico lo fue dejando poco a poco. Es Alberto García quien poco a poco le va sustituyendo, es un músico de conservatorio al que le costo llegar a tocar el violín sin las partituras delante. Después de estos resultados el grupo se plantea, como modo de marcar la diferencia con los grupos folk y de introducir un elemento nuevo en la mezcla, cantar alguno de los temas - "Sí, queríamos una línea irrespetuosa y bastante ácida en contra de determinadas cuestiones. Buscábamos temas anta-imperialistas y anta-mili" -.

Entre febrero y marzo de 1990 graba 'Gente Impresentable', en el cual cinco de los once temas tenían letra, y se acerca un poco más a lo que son los Celtas actuales. '¿Qué puedo hacer yo?' y 'Si no me veo no me creo' son un exitazo, pero no triunfan ni mucho menos como 'La senda del tiempo'. En este disco además de letra había una gran variedad de influencias: new age, rap, reggae o incluso hasta heavy en "Hacha de guerra", llegaría a las 180.000 copias vendidas. El éxito masivo supera de largo el disco de platino. Más de 100 conciertos durante ese año de 1990 y 126 al siguiente lo confirman. Paco Martín tuvo entonces que vender Twins al grupo DRO-GASA, que se lanzan a tope con Celtas Cortos. Esta ayuda los llevó a los primeros puestos de las radio-formulas. En el 91 tocaron en 126 actuaciones y 140 en el 92.

En Enero de 1991 les pagaron 700.000 pesetas por tocar en Actual '91, aunque ellos aspiraban a la mitad. A partir de ahí se observa una subida imparable y durante el 92 tocaron en el New Music Seminar de Nueva York, en la Expo de Sevilla, ante 25.000 personas que pagando los vieron en
Las Ventas de Madrid, o ante 63.000 en las fiestas de la Mercè en Barcelona.
El tercer disco 'Cuéntame un cuento', lo prepararon en los quince
primeros días de Marzo de 1991, en su retiro al pueblo soriano de
Abioncillo de Catalañazor. Todo se concretó bajo mucha presión
y en plena gira, pero se consiguió editar en Noviembre. Recibieron
el Premio Ondas al grupo revelación de ese año. Este disco bate los
records del grupo vendiendo más de 300.000 ejemplares. Son trece
temas de los que ocho tienen letra. Es un disco que incluye temas tan
famosos como '20 de Abril' (hermosa canción de amor de perspectivas
melódicas que Jesús Cifuentes dedico a unos recuerdos de un refugio en
Pirineos) o el tema que da nombre al disco. Se convierten en el gran éxito
sonoro de Celtas Cortos. A partir de entonces empiezan, cada vez más, a adquirir más y más
popularidad. Eran ya realmente famosos.

En 1992 también se produce el encuentro con el grupo británico Oyster Band, fruto del cual sería la colaboración de Jesús en una canción de los ingleses, "Granite years", incluida en su álbum "Deserters". Sin embargo el año acabó con un desgraciado accidente doméstico: Alberto se destroza con los cristales rotos de una ventana de su casa, los tendones flexores, la arteria cubital y el nervio hepímero de su antebrazo derecho. El grupo busca un violinista que sustituya a Alberto, puesto que no parecía que aquello fuese a tener un feliz desenlace. El tesón de Alberto hace descartar esta posibilidad y se asegura en el grupo: por si acaso aprendió a tocar el trombón. En verano vuelven a Abioncillo de Catalañazor para preparar su cuarto disco, el cual lo graban en el sur de Inglaterra, en los estudios Parkgate (situados en Sussex), completamente aislados y a 5 kilómetros de la cerveza más próxima.

Así nace 'Tranquilo Majote' a principios de 1993. Nueve temas cantados y cuatro instrumentales; destacan la que da titulo al disco o la lírica "Carta a Rigoberta Menchú". Ese mismo año la multinacional WEA había comprado al Grupo DRO con lo que la promoción del grupo se amplía aún más. Es considerado como el mejor disco de Celtas Cortos hasta la fecha. En fin, este nuevo disco contenía temas tan famosos como 'Tranquilo Majete', 'Lluvia en Soledad', 'Romance de Rosabella y Domingo' o 'Madera de Colleja', que triunfan en toda España.

Después del exitazo de 'Tranquilo Majete' se van de gira por toda Europa. Tienen éxito,
pero no tanto como en España. Aún así deciden sacar un disco en Alemania.
Lo titulan 'Vamos!' (1995) y actualmente sólo se encuentra en Alemania
y en algunas tiendas españolas que se dedican a obtener versiones
de discos como éste. La curiosidad de este disco es que contiene
una versión inédita de 'Cuéntame un cuento', con la especial
colaboración de Willy Deville. Es una versión medio en inglés
medio en español. También en 1995 Jesús H. Cifuentes saca un
disco en solitario, 'El Caimán Verde'. Este disco cuenta con la
colaboración de Jesús Prieto 'Piti'. A todo esto Nacho Martín también
saca un disco instrumental en solitario, titulado 'La Noche de las once lunas'.
Parece que en esta época el grupo decide tomarse un pequeño descansillo.

Ya en 1996 sacan 'En estos días inciertos... en que vivir es un arte' que, bueno, tuvo una gran acogida por temas como 'El Emigrante', 'No nos podrán parar' o 'Cálida Trinchera', pero que en general dista bastante del estilo que llevaban en 'Tranquilo Majete' o 'Gente Impresentable'. Este es su quinto trabajo en el cual se centran en las letras de crítica social y en estilos musicales muy diversos (merengue, tendencias ska, reggae y por primera vez guitarras flamencas). Puede ser para algunos considerada su obra maestra hasta la fecha. Celtas Cortos sacan a la venta este disco en momentos difíciles; momentos en los que hay que elegir, son momentos en los que los kilómetros empiezan a pesar, momentos en los que la responsabilidad y el peso de la cresta de la ola hacen pequeñas heridas. Ante todas estas condiciones adversas existen para los Celtas un camino realizado a fuerza de conciertos, de mensaje y de rock realizado por todo el territorio nacional y algunos países de Europa, camino por el que han conseguido muchos acérrimos seguidores, sobre todo seguidores de su mensaje de fondo mas que es lo más importante. La insumisión, la libertad, la vida sana, el buen vino y sobre todo el placer de divertirse. En este momento importante de su carrera los Celtas apuestan por la contundencia, la rabia de la guitarra y también por no etiquetar ni institucionalizar la música, cualquier tipo de música es buena siempre que este bien tocada y sobre todo siempre que llegue. En este álbum se atreven a "aflamencar" un clásico de la música irlandesa, corte número once, 'Irlandalusi', con la inestimable colaboración de su nueva incorporación, el "Piti", uno de los ilustres músicos Vallisoletanos, a punto de caer en el olvido y recuperado por la banda más importante en la historia de la música rock de esta ciudad. Se fueron a prepararlo a su refugio de invierno en Canfranc, donde hicieron la preproducción de los temas. Para la grabación eligieron los estudios de El Cortijo de San Pedro de Alcántara donde estuvieron grabando todo el mes de febrero. Allí junto a Eugenio Muñoz (co-productor e ingeniero de sonido)
empezaron a dar forma a canciones como "No nos podrán parar". Han pasado por
el estudio aparte de los Celtas gente como Javier Ruibal, Tito Duarte o Luis
Camino... Una vez terminada la grabación, empezaron las mezclas en
Madrid en los estudios Red Led, bajo los controles de Eugenio Muñoz
y los Celtas. Nada más acabar la mezcla se trasladan a Nueva York
para hacer el mastering con Howie Weinberg en Masterdisk Studio.
Siguen viviendo con arte la humildad, el compromiso social y la
amistad. En este último disco además de estar más reivindicativos
que nunca de marcado contenido político, bucean con desparpajo
en el pop y el rock como nunca lo habían hecho. Así y sin dejar de ser
Celtas se han quitado el polvo del camino. Pero el Camino y la Carretera
hacen de estos ocho tíos majetes de Pucela capital (Valladolid) la banda que más
actuaciones realizó en España en 1996. Son Celtas con ganas de tocar, en España, Francia
y cada vez en más países también hay ganas de escucharles.

En 1997, Celtas Cortos saca a la venta su primer disco en directo hasta ahora, 'Nos vemos en los bares'. Es un disco compuesto por 25 temas de los cuales hay 2 inéditos (Blues del Rosario y Le Strade), un tema de El Caimán Verde interpretado por Jesús Cifuentes y José Sendino (¿Qué dirá la gente?), y alguna que otra nueva versión, como la de El Emigrante (sensacional) o ¿Qué voy a hacer yo?. Otro aspecto a destacar es que Celtas invitan a este concierto a sus amigos para cantar y tocar, por lo que nos encontramos con Jesús Prieto "Piti" (el cual había colaborado con el disco en solitario del Cifu), Jota Lanuza de IXO RAI!, Taba de Ke no Falte, Bagad Bro Kemperlé, Javier Ruibal, Rosendo, Cuco Pérez o Nomadi. Junto con este disco se saca también a la venta un vídeo que incluye los 13 temas más importantes del concierto (aunque también aparece a mitad el Blues del Rosario, el cual no sale reflejado en la contraportada del vídeo).Después de muchos años en la carretera, de dar cientos de conciertos para miles de personas, al fin se deciden a grabar un disco en directo que recoja lo que han ofrecido estos años. El álbum se grabo en Valladolid los días 6 y 7 de Febrero, contando con amigos colaboradores como Rosendo, Ke no falte, Ixo Rai, etc. El disco recoge sus 25 mejores canciones, clásicos como "Tranquilo Majete", "Cuéntame un cuento", "20 de Abril", "El emigrante"... y así hasta esos 25 temas. También incluye una versión de la canción '¿Qué dirá la gente?', del álbum 'El caimán Verde' de Jesús Cifuentes. Nos Vemos en los Bares es la culminación de 12 años de duro trabajo. Este disco grabado en directo los días 6 y 7 de Febrero de 1997 es una recopilación de los temas más representativos del grupo. Tras él, los Celtas han decidido tomarse un descanso para, tal y como decía Jesús Cifuentes en una entrevista, no caer en el error de repetirse. Esto demuestra el gran carácter de un grupo que prefiere arriesgarse por su amor
a la música antes que acomodarse en el sillón del éxito. Para grabar el disco, los
Celtas decidieron que tenían que invitar a todos sus buenos amigos. A partir de
ese momento, el grupo se decide a tomar un descanso. Este hecho suscitó
muchos rumores acerca de su separación, hecho que fue totalmente
descartado por Jesús H. Cifuentes en una entrevista realizada en el
programa de TVE-2 "La mandrágora". Al mismo tiempo, Óscar García
admitía que Celtas Cortos podría dar un giro bastante radical hacia un
estilo próximo a Negu Gorriak.

Gracias al ofrecimiento de la Junta de Castilla y León para hacer una gira
instrumental por los teatros de la comunidad, los Celtas se embarcaron en la
primavera de 1998 en un proyecto instrumental bajo el nombre de 'El Alquimista Loco'. Se acabó de montar en Velliza, donde hay actualmente una plaza con el nombre del grupo. En veinte días sacaron siete temas nuevos y en Octubre la gente se sorprendía al ver a los Celtas sentados en un escenario.

Debido al éxito, deciden ir a grabar un nuevo disco a Las Landas, en Francia, y en verano del '99 ya estaba a la venta por toda España. En el mismo año, en Noviembre del 1999 sacan (ahora sí bajo el nombre de Celtas Cortos), su por ahora último disco: 'Tienes la puerta abierta', grabado en Málaga, Madrid y Lyon (Francia). El aparente paso tecnológico anunciado por Celtas Cortos hace unos años se hace notar, con abundantes arreglos cercanos a la música culta sin perder del todo las raíces celtas, y utilizando nuevas tendencias musicales. La mejor manera de asimilar este álbum es escuchando las canciones por separado por la diversidad que compone este último trabajo. El hermanamiento que ha habido desde sus inicios entre el grupo de las Delicias y sus paisanos de Valladolid siempre ha sido de muerte incluso cuando todavía no habían editado Salida de emergencia, su primer LP. Unos todavía se acordaran de cuando les vieron actuar en el año 88 en el Parque de la Paz del barrio de las Delicias siendo teloneros de grupos que al final no lograron el éxito de las masas. Estamos hablando de cuando talonearon (sí, digo talonearon) a Los Cardíacos y Los Positivos de León en un festival de las Juventudes Comunistas. Ninguno de aquellos tres grupos, incluidos los Celtas había conseguido ningún disco de Oro. Pero los de casa ya eran capaces de ganarse el apoyo incondicional de los de su barrio y ciudad a fuerza de saltos, comentarios, simpatía y de su secreto: música para todos y para todo. Como la música popular, como la música Celta.
A finales de 2001 Celtas saca su mejor recopilatorio, dos CD´s repletos de maravillas, más un DVD de regalo con algunos de sus Video-Clips y un corto realizado por ellos mismos.

El año 2002 fue el año más triste para los seguidores de Celtas, a finales de
febrero Jesús H. Cifuentes anunció su separación del grupo debido a motivos
profesionales. Era comprensible (Cifu busca un camino musical difrente
al que querian el resto de los celtas y sobre todo respetable) Cifu eligió
formar una banda diferente a Celtas de la cual aún no se sabe nada.
Jesús se despidió, junto a Sendino, de la agrupación en un muy emotivo
concierto en Pucela, al final lo consiguieron pues tuvieron diversos

problemas con el alcale quien no les dejaba tocar en su ciudad, en ese mismo
concierto celebrado el 28 de Septiembre de 2002, se presentó al que será y es
el nuevo cantante de Celtas Cortos.

En el año 2003 Celtas Cortos sacan un disco llamado C´est la Vie el 12 de Mayo, el éxito del disco no fue muy grande, y actualmente el disco es difícil ya de encontrar. El poco éxito se debió principalmente a la inexperiencia de Antuan como cantante en Celtas, y además las letras y las nuevas canciones nada tenían que ver con él... las canciones fueron compuestas antes de saber quien sería el nuevo cantante...
Poco más tarde, en 2004 la mala suerte se sigue cebando con el grupo, y otra de sus grandes estrellas deja el grupo, en esta ocasión en Carlos Soto, uno de los componente fundadores y un pilar que se rompe... aún así Celtas Cortos hace la gira veraniega y además como regalo edita un pequeño disquito de 5 temas, que no se vende en tiendas, apenas son 5000 unidades que se el grupo regala y vende en los conciertos... el disco se compone de 5 antiguos temas cantados por Antuan muy bien!!!
La gira durante este año 2004, al igual que lo fue en 2003 fue un éxito redondo, nadie se quejó y más aun sabiendo que el grupo había perdido parte de sus cimientos.

Por otro lado, Cifu graba y publica su segundo album en solitario a mediados de 2004, y se llama para sorpresa de todos "Cifu y la Calaña Sound"... su disco es poco masticable, en un estilo difícil, tanto de tocar como de escuchar... las ventas no han sido gran cosa... y el directo... aun así la voz de los antiguos Celtas sigue vigente, y temas antiguos son tocados en los directos con gran fuerza y sonidos nuevos...

2005 fue un año un poco difícil y de grandes decisiones, el disco fue presentado en noviembre de 2004 a la productora y el plan era que saliera antes del verano de 2005... pero otros grupos con mayor relevancia en el panorama musical y pertenecientes a la misma productora les comieron terreno y supuesta salida del disco se ha pospuso a después del verano...fue un duro golpe de cara a la gira de verano de 2005 pero Celtas supo salir adelante.

Durante los últimos meses de 2005 nació un rumor desde el Foro de Celtas sobre la vuelta de Jesús Cifuentes a la formación... la repulsa hacia la noticia fue inmediata por parte de los seguidores que estaban apoyando incondicionalmente a Antuan... poco a poco la noticia se hacía más verídica, los Celtas no desmentían el hecho, y voces cercanas a Celtas confirmaban el retorno de Cifu... A finales de año la noticia se hizo oficial, Jesús Cifuentes volvía a Celtas Cortos... la buena noticia venía acompañada de una triste, uno de los viejos dejaba el grupo, Nacho Castro...

2006 comenzó con un magnífico pie, las perspectivas sobre el futuro de Celtas cambiaron radicalmente, la promoción del grupo volvió tan fuerte como lo hizo en la década pasada. El 24 de abril salió un nuevo "disco" en la calle llamado "Soplando versos" celebrando su vigésimo aniversario como grupo. El disco era un reopilatorio Triple cd de Grandes éxitos, cinco temas nuevos, canciones inéditas y un DVD con imágenes retrospectivas y colaboraciones con artistas.
Mientras tanto la gira se iba perfilando una vez más.

A finales de 2007 comenzaron a ensayar los temas que formarán parte del que sería su próximo disco, estando prevista su publicación para 2008.

En 2008, durante marzo y abril en los estudios Garrate de Andoain bajo la supervisión de Kaki Arkarazo es grabado "40 de Abril" que verá la luz el el 2 de Septiembre de 2008. Un disco que devuelve a Celtas a sus raíces, con canciones plagadas de referencias Celtas y sonidos muy exquisitos y variopintos.

La gira de "40 de abril" dura cerca de dos años, 2009 y 2010.

Durante esta gira se les ocurre la genial idea de grabar un nuevo disco con versiones de temas que han sido "manantiales" de los que han bebido Celtas Cortos durante los 25 años de existencia. Lo grabaron en Andoain (Gipuzkoa), Valdeón (León), Valladolid y Beluso volviendo a estar a los mandos técnicos Kaki Arkarazo, Goyo Yeves y la vuelta a la producción de Juan Ignacio Cuadrado, productor de los cuatro primeros discos.

Sería el 31 de agosto de 2010 cuando el disco "Introversiones" saldría al mercado y una gira de teatros por casi toda España está sirviendo de presentación al público.

Fuentes nos aseguran que ya hay un nuevo disco en marcha y será 2011 cuando salga a la luz, aunque nuestros Celtas se merecen un buen descanso cuando finalicen la actual gira de teatros. Quizá un año sabático para que descansen ellos y, en mucha menor medida, el público.